Champagne Delamotte Brut

Brut
15,00 € Media botella - 37,5cl
28,00 € Botella - 75cl
59,00 € Magnum - 150cl

* Nuestros Champagnes son disponibles por cajas de 12 media botellas, 6 botellas, 3 magnums.

Envios possibles en toda Francia metropolitana. Para adquirir los champagnes Delamotte fuera de Francia metropolitana, consulte aquí la lista de distribuidores de su país.
Brut

Champagne Delamotte Brut

Variedades de uva Chardonnay : 55%
Pinot noir : 35%
Pinot Meunier : 10%

Historia

En nuestras botellas de Brut, una orquesta formada por tres variedades interpreta una composición especialmente equilibrada. El chardonnay (55 %) constituye la base de su estructura, mientras que el pinot noir (35 %) de Tours-sur-Marne, Bouzy y Ambonnay aporta profundidad y frutosidad. El pinot meunier (10 %) armoniza el conjunto con su densidad aromática. Este champagne despliega una potencia notable sin resultar agresivo. La frescura y la redondez dan paso a un final limpio y frutado. Un vino equilibrado y elegante. Luego de treinta y treinta y seis meses de crianza sobre lías, se añade una pequeña cantidad de licor de expedición, como a toda la gama de productos Delamotte.

Nuestros vinos, nuestro terroir

Nuestros vinos, nuestro terroir

El terroir de la Côte des Blancs se extiende de Cramant a Le Mesnil-sur-Oger, pasando por Avize y Oger. Su ubicación es uno de los grandes activos de Delamotte. Los suelos calizos, la flora y los viñedos en pendiente contribuyen al carácter excepcional de las uvas de esta tierra y permiten obtener champagnes delicados y de calidad constante. Reivindicar este terroir y sacar lo mejor de él respetando la vid y el medioambiente, esa es la esencia de Delamotte.

¿Cómo nos gusta tomarlo?

¿Cómo nos gusta tomarlo?

Fresco sin llegar a estar frío (a unos 8 °C) y servido en una copa elegante de tipo tulipa. Su aroma, puro con notas de cítricos, flores blancas, corteza de limón y musgo, lo convierte en el acompañante perfecto para cualquier ocasión. De su delicada efervescencia se desprende una fresca untuosidad. Generoso y nítido desde el primer sorbo, estamos ante un brut que bien merece el apelativo de «champagne de la ternura y la sonrisa».

Perfecto tanto como aperitivo como para acompañar un pastel de frutas.